5 claves para liderar y gestionar equipos de trabajo

Comunicación y liderazgo:

5 claves para liderar y gestionar equipos de trabajo

Sólo el 16% de los trabajadores reportan haber tenido una conversación significativa (Gallup 2023), y puede darse por diversas razones.

Primero, la falta de enfoque y el desinterés pueden llevar a una menor atención, lo que resulta en una incapacidad para recordar la discusión. El cansancio y la fatiga también pueden afectar la memoria, especialmente en reuniones prolongadas. La ausencia de seguimiento y acciones claras después de la reunión puede hacer que la información se desvanezca con el tiempo.

Asimismo, el estrés puede perjudicar la capacidad del cerebro para retener información debido a las hormonas liberadas durante momentos de presión. Por último, las diferencias individuales en la memoria también pueden influir en la capacidad de los empleados para recordar lo conversado en reuniones importantes. 

Entonces ¿cuáles son las competencias que tiene que desarrollar todo líder para gestionar equipos de trabajo de manera efectiva?

Más allá de los conocimientos técnicos que requiere el líder en su puesto de trabajo, la experiencia necesaria para ocuparlo y su actitud, este debe guiar, influir y motivar a su equipo. Para lograrlo, es clave el desarrollo de habilidades sociales o interpersonales, que le permitan interactuar y relacionarse de manera efectiva no solo con sus supervisados, sino también con todos los miembros de la organización.

La productividad y el éxito de los equipos de trabajo están relacionados con la efectividad de la comunicación y la relación que se da entre estos y sus líderes.

Aquí puedes revisar nuestro catálogo de capacitaciones.

“Para gestionar equipos de trabajo es clave saber qué decir, pero sobre todo cómo decirlo para establecer una conexión efectiva”
equipos de trabajo interna

A continuación, te vamos a compartir 5 claves que todo profesional debe tomar en cuenta para sostener una comunicación efectiva con su equipo y compañeros de trabajo y así potenciar tus habilidades de liderazgo:

  • Sé todo oídos: desarrollar la escucha activa implica estar genuinamente interesado en saber sobre nuestro equipo o compañeros de trabajo y conocer sus percepciones y puntos de vista.

No abuses de tu posición y no invalides los argumentos de los demás solo porque tengas el poder para hacerlo. Céntrate en las personas que hablan, mantén el contacto visual y minimiza las interrupciones.

  • Ponte en el lugar del otro: la empatía implica comprender sus emociones y perspectivas y responder con sensibilidad a sus necesidades.

También implica homologar y validar expectativas en la relación y comunicación laboral, así como en el proceso del trabajo en general, por ejemplo: entregables, deadlines, tiempos de respuesta, niveles de apoyo y autonomía, por nombrar algunos.

Genera espacios seguros de conversación, respeta y hazte eco de la emoción del otro. Concientiza tu lenguaje no verbal procurando que vaya en línea con la conversación y comunique interés.

  • Da justo en el blanco: el asertividad es clave para que el otro no se sienta agredido, ofendido. Debes ser capaz de expresar y/o defender tus puntos de vista, saber decir “no” y expresar desacuerdos sin violar los derechos de los demás.

Habla desde tu sentir y con el tono de voz adecuada.  Utiliza gestos y expresiones faciales para hacer énfasis en los puntos clave sin exagerar.

  • Siempre en positivo: El feedback constructivo es una forma de proporcionar comentarios o retroalimentación a tu equipo de manera positiva, orientada al crecimiento y al desarrollo personal o profesional. Es importante que este se haga en conversaciones privadas para generar espacios de seguridad y confianza.

Empieza siempre por lo positivo, sé específico en cómo lograr la conducta esperada y enfócate en el desempeño, no en la personalidad.

  • Mantén la calma: Ante las objeciones y conversaciones difíciles, es clave abordar desacuerdos y problemas de manera constructiva, buscando soluciones mutuamente beneficiosas y evitando la confrontación negativa.

¡Respira! Un líder debe tener una alta capacidad de regulación emocional. Examina los puntos fuertes de tus mensajes para ponerlos en evidencia y evita mostrar irritación. Mantén control de tu lenguaje no verbal.

¿Quieres conocer más sobre nuestras capacitaciones? Deja tus datos y nos pondremos en contacto.

Según Gallup, se recomienda a los líderes tener al menos una vez a la semana una conversación significativa, y desarrollar esto cómo uno de los hábitos más importantes para liderar la nueva fuerza laboral híbrida y remota y lograr relaciones de alto rendimiento.

Desarrollar cada una de las habilidades claves anteriores requiere entrenamiento y práctica, pero sobre todo compromiso e interés genuino para conectar con los demás. Recuerda que un líder no lo hace el cargo que ocupa, sino su capacidad para inspirar, influir y motivar a los demás a crecer y alcanzar objetivos comunes.

Si estás interesado en potenciar tus habilidades de comunicación para liderar y gestionar equipos de trabajo, te invitamos a conocer nuestro catálogo de Capacitaciones en donde encontrarás talleres y formación adaptados a las necesidades de tu empresa. Para más información visitar: https://hubs.ly/Q021c9W80

Lidia Pinto
Gerente de Consultoría / Head de Capacitación y Desarrollo (Komunika Akademy)
lpinto@komunikalatam.com
LinkedIn: Lidia Pinto

Entradas de blog más recientes

Uncategorized

Carta de fin de año 2023

Inicio https://youtu.be/ztU6Tsvz_8I A nuestros clientes, aliados y amigos Queremos desearte felices fiestas y dado que el año está por terminar y queremos compartir no solo

Leer más »